Portada
Vaticano
Realidades Eclesiales
Iglesia en España
Iglesia en América
Iglesia resto del mundo
Cultura
Sociedad

·Homilia Dominical
·Hablan los Obispos
·Fe y Razón
·Reflexion en libertad
·Colaboraciones



 
 

 

 

 

 
May 2022
MoTuWeThFrSaSu
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          

   


www
Portada:: Realidades eclesiales:: Camino Neocatecumenal:: Pa­blo VI, pri­mer pon­tí­fi­ce que ani­mó y apo­yó los inicios del Ca­mino Neo­ca­te­cu­me­nal

5 / 5 (16 Votos)




Pa­blo VI, pri­mer pon­tí­fi­ce que ani­mó y apo­yó los inicios del Ca­mino Neo­ca­te­cu­me­nal

Mon, 22 Oct 2018 10:12:00
 
El Ca­mino Neo­ca­te­cu­me­nal está par­ti­cu­lar­men­te agra­de­ci­do al Se­ñor y a la Igle­sia por ha­ber ins­cri­to en el li­bro de los san­tos, el do­min­go 14 de oc­tu­bre de 2018, al papa Pa­blo VI. Fue el pri­mer Pon­tí­fi­ce que ani­mó y apo­yó los inicios de este ca­ris­ma cuan­do era to­da­vía casi des­co­no­ci­do, re­co­no­cién­do­lo como un fru­to del Con­ci­lio y signo de es­pe­ran­za para la Igle­sia.

En el pri­mer en­cuen­tro que el Ca­mino tuvo con él, el 8 de mayo de 1974, sor­pren­dió por el gran afec­to con el que nos aco­gió, in­tu­yen­do con es­pí­ri­tu pro­fé­ti­co la iden­ti­dad bau­tis­mal del Ca­mino:

Vo­so­tros no solo ha­céis apos­to­la­do por­que sois lo que sois, en un es­tí­mu­lo por re­des­cu­brir y re­cu­pe­rar los va­lo­res cris­tia­nos ver­da­de­ros, au­tén­ti­cos, efec­ti­vos que de otra ma­ne­ra po­drían per­ma­ne­cer casi di­lui­dos en la vida or­di­na­ria. ¡No! vo­so­tros los po­néis en evi­den­cia, los ha­céis emer­ger, y les dais un es­plen­dor mo­ral ver­da­de­ra­men­te ejem­plar por­que, así, con este es­pí­ri­tu cris­tiano, vo­so­tros vi­vís esta co­mu­ni­dad Neo­ca­te­cu­me­nal”.“¡Cuan­ta ale­gría y cuan­ta es­pe­ran­za nos dais con vues­tra pre­sen­cia y vues­tra ac­ti­vi­dad! Sa­be­mos que en vues­tras co­mu­ni­da­des tra­ba­jáis jun­tos para com­pren­der y desa­rro­llar las ri­que­zas de vues­tro Bau­tis­mo y las con­se­cuen­cias de vues­tra per­te­nen­cia a Cris­to”.

“Vi­vir y pro­mo­ver este des­per­tar es a lo que vo­so­tros lla­máis una for­ma de ‘post-Bau­tis­mo’ que po­drá re­no­var en las co­mu­ni­da­des cris­tia­nas de hoy los efec­tos de ma­du­rez y pro­fun­di­za­ción que se rea­li­za­ron en la Igle­sia pri­mi­ti­va des­de el pe­río­do de pre­pa­ra­ción para el Bau­tis­mo”.

“Vo­so­tros lo lle­váis des­pués: el an­tes o el des­pués, di­ría, es se­cun­da­rio. El he­cho es que vo­so­tros mi­ráis a la au­ten­ti­ci­dad, a la ple­ni­tud, a la cohe­ren­cia, a la sin­ce­ri­dad de la vida cris­tia­na”.

Tres años más tar­de, el 12 de enero de 1977, po­cos días an­tes del Sí­no­do so­bre la Ca­te­que­sis, San Pa­blo VI de­di­có toda su alo­cu­ción en la Au­dien­cia Ge­ne­ral del miér­co­les al Ca­mino Neo­ca­te­cu­me­nal, pro­po­nien­do el nom­bre mis­mo de “neo­ca­te­cu­me­na­do”.

“La pra­xis y la nor­ma de la Igle­sia han in­tro­du­ci­do el há­bi­to sa­gra­do de con­fe­rir el bau­tis­mo a los re­cién na­ci­dos, de­jan­do que el rito bau­tis­mal con­cen­tra­se li­túr­gi­ca­men­te la pre­pa­ra­ción que, en los pri­me­ros tiem­pos, cuan­do la so­cie­dad era pro­fun­da­men­te pa­ga­na, pre­ce­día el bau­tis­mo, y que era lla­ma­do ca­te­cu­me­na­do. Pero en el am­bien­te so­cial de hoy este mé­to­do ne­ce­si­ta ser in­te­gra­do por una ins­truc­ción, por una ini­cia­ción al es­ti­lo de vida pro­pio del cris­tiano, si­guien­do el bau­tis­mo, es de­cir, de una asis­ten­cia re­li­gio­sa, de un en­tre­na­mien­to prác­ti­co a la fi­de­li­dad cris­tia­na, de una in­ser­ción efec­ti­va en la co­mu­ni­dad de los cre­yen­tes, que es la Igle­sia”.

“He aquí el re­na­ci­mien­to del nom­bre «ca­te­cu­me­na­do», que cier­ta­men­te no quie­re in­va­li­dar ni dis­mi­nuir la im­por­tan­cia de la dis­ci­pli­na bau­tis­mal vi­gen­te, sino que la quie­re apli­car con un mé­to­do de evan­ge­li­za­ción gra­dual e in­ten­si­vo, que re­cuer­da y re­nue­va en cier­to modo el ca­te­cu­me­na­do de otros tiem­pos. Quien ha sido bau­ti­za­do ne­ce­si­ta en­ten­der, re­pen­sar, apre­ciar, para se­cun­dar la ines­ti­ma­ble for­tu­na del sa­cra­men­to re­ci­bi­do”.

En la me­mo­ria del Ca­mino per­ma­ne­ce tam­bién el sig­ni­fi­ca­ti­vo en­cuen­tro de sa­lu­do con los ini­cia­do­res del Ca­mino, Kiko Ar­güe­llo y Car­men Her­nán­dez, al tér­mino de esa mis­ma Au­dien­cia. El Papa pre­gun­tó: “¿Quién es Kiko?”. “Soy yo”, res­pon­dió Kiko. Y el Papa, mi­rán­do­le a los ojos y po­nién­do­le una mano en la es­pal­da le dijo: “Se hu­mil­de y fiel a la Igle­sia y la Igle­sia te será fiel”. Es­tas pa­la­bras per­ma­ne­cen gra­ba­das en el co­ra­zón de Kiko has­ta hoy.

Un es­pe­cial re­co­no­ci­mien­to del Ca­mino Neo­ca­te­cu­me­nal al Papa Pa­blo VI es por su en­cí­cli­ca “Hu­ma­nae Vi­tae”, que en ge­ne­ral ha en­con­tra­do mu­chas di­fi­cul­ta­des en ser acep­ta­da, pero que al mis­mo tiem­po ha dado tan­tos fru­tos en el con­tex­to del iti­ne­ra­rio neo­ca­te­cu­me­nal. En él, gra­dual­men­te es trans­mi­ti­do el Ma­gis­te­rio de la Igle­sia so­bre la se­xua­li­dad y el ma­tri­mo­nio. Así lo tes­ti­mo­nian ma­tri­mo­nios re­cons­trui­dos, nu­me­ro­sos hi­jos, mu­chos jó­ve­nes en las co­mu­ni­da­des en­tre los cua­les han sur­gi­do mu­chas vo­ca­cio­nes al sa­cer­do­cio y a la vida con­sa­gra­da, fa­mi­lias en mi­sión en las zo­nas más di­fí­ci­les.

Es sig­ni­fi­ca­ti­vo que en las res­pues­tas al Cues­tio­na­rio so­bre la si­tua­ción de la fa­mi­lia en la ac­tua­li­dad: as­pec­tos po­si­ti­vos y as­pec­tos con­flic­ti­vos, en­via­do a to­das las Con­fe­ren­cias Epis­co­pa­les, a las reali­da­des ecle­sia­les, re­co­gi­das en el Ins­tru­men­tum La­bo­ris del Sí­no­do Ex­tra­or­di­na­rio so­bre la Fa­mi­lia de 2014 se afir­ma:

“Res­pec­to a la en­cí­cli­ca Hu­ma­nae Vi­tae del Papa Pa­blo VI, en la gran ma­yo­ría de los ca­sos, no es co­no­ci­da en su di­men­sión po­si­ti­va”.

“Un buen nú­me­ro de Con­fe­ren­cias Epis­co­pa­les se­ña­la que, allí don­de se trans­mi­te en pro­fun­di­dad la en­se­ñan­za de la Igle­sia con su ge­nui­na be­lle­za hu­ma­na y cris­tia­na es acep­ta­da con en­tu­sias­mo por una gran par­te de los fie­les. Cuan­do se con­si­gue mos­trar una vi­sión glo­bal del ma­tri­mo­nio y de la fa­mi­lia se­gún la fe cris­tia­na, en­ton­ces uno se da cuen­ta de ver­dad de su bon­dad y be­lle­za”.

“La en­se­ñan­za es ma­yor­men­te acep­ta­da don­de hay un ca­mino real de fe por par­te de los fie­les y no solo una cu­rio­si­dad ex­tem­po­rá­nea so­bre lo que la Igle­sia pien­sa acer­ca de la mo­ral se­xual”.

En la ce­re­mo­nia de in­ves­ti­du­ra del “Doc­to­ra­do Ho­no­ris Cau­sa” en Teo­lo­gía Dog­má­ti­ca a Kiko Ar­güe­llo el 13 de mayo de 2009 de par­te del Ins­ti­tu­to Juan Pa­blo II, el re­la­tor se­ña­la­ba tam­bién otro as­pec­to:

“En un mo­men­to de cri­sis y desorien­ta­ción para mu­chos, la aco­gi­da sin re­ser­vas de la en­cí­cli­ca pro­fé­ti­ca de Pa­blo VI Hu­ma­nae Vi­tae por par­te de las fa­mi­lias del Ca­mino ha sido un au­tén­ti­co tes­ti­mo­nio para toda la Igle­sia, mos­tran­do que, más allá de nues­tros mie­dos o de nues­tras di­fi­cul­ta­des, es po­si­ble vi­vir lo que la Igle­sia se­ña­la como es­pe­cí­fi­co del ca­mino de san­ti­dad del ma­tri­mo­nio si exis­te una co­mu­ni­dad viva que nos acom­pa­ña”.

Fi­nal­men­te, su con­mo­ve­dor amor por la Igle­sia, del cual per­ci­bió toda la ur­gen­cia y la ne­ce­si­dad de ser re­cons­trui­da, en­con­tró en la prác­ti­ca del Ca­mino una re­so­nan­cia fér­til y fruc­tí­fe­ra.

“(…) Cris­to nos lla­ma a re­co­men­zar des­de cero, has­ta el úl­ti­mo día de los tiem­pos, re­cla­ma tra­ba­jo nue­vo, re­cla­ma cons­truc­ción ex­te­nuan­te, fres­ca, ge­nial, como si la Igle­sia, el di­vino edi­fi­cio, tu­vie­ra que co­men­zar hoy su desa­fian­te aven­tu­ra en las al­tu­ras del cie­lo”.

El miér­co­les 15 de sep­tiem­bre de 1976 con­cluía una se­rie de ca­te­que­sis pro­fé­ti­cas so­bre la Igle­sia con un gri­to apa­sio­na­do:

“No­so­tros, vie­jos ope­ra­rios, lan­za­mos el gri­to: ¡es tiem­po de cons­truir! Es más, de cons­truir a los cons­truc­to­res, ¡los após­to­les de la ciu­dad de Dios!”.









SI QUIERES COLABORAR CON CAMINEO.INFO PULSA DONAR

Preview Chanel Preview Chanel
Camineo.info 2004-2015

PHPCow news publishing script, content management system Review www.camineo.info on alexa.com