Portada
Vaticano
Realidades Eclesiales
Iglesia en España
Iglesia en América
Iglesia resto del mundo
Cultura
Sociedad

·Homilia Dominical
·Hablan los Obispos
·Fe y Razón
·Reflexion en libertad
·Colaboraciones



 
 
 
 
 
 
Dec 2017
MoTuWeThFrSaSu
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31


 
http://www.holyart.es

www
Portada:: Homilia:: Ciclo A:: IV domingo de Cuaresma: ¿Crees tú en el Hijo del hombre?

5 / 5 (2 Votos)


CAMINEO.INFO.-

IV domingo de Cuaresma: ¿Crees tú en el Hijo del hombre?

 
Sun, 03 Apr 2011 06:50:00

CAMINEO.INFO.-

SAMUEL 16, 1b. 6-7. 10-13 a
SALMO 22
EFESIOS 5, 8-14
SAN JUAN 9, 1-41


Estamos celebrando el domingo gaudete, domingo gozoso, porqué la Pascua, el paso del Señor por nuestras vidas, se acerca. Y en este IV domingo de Cuaresma, Jesús se nos presenta como la luz del mundo, que tiene unas claras referencias pascuales.

El evangelio de hoy nos presenta dos tipos de personas: el creyente abierto a Dios (el ciego curado), y el “creyente” cerrado a Dios (los fariseos). Vamos a desarrollar estas dos tipologías.

El creyente abierto a Dios. Vemos como el ciego a lo largo del evangelio hace un proceso de fe: empieza hablando de Jesús como “Ese hombre”, más adelante dirá: “Que es un profeta”, y finalmente acaba confesando su fe en el Hijo del hombre y adora a Jesús. Es el proceso que de una manera o de otra hemos hecho todos nosotros. Reconocemos a Jesús como un gran hombre, excepcional por su vida y su mensaje. Lo descubrimos como profeta, que habla y actúa en nombre de Dios. Pero la auténtica vida cristiana está en confesarlo como Hijo de Dios a quien adoramos y seguimos.

Una manera de acercar a la fe a los que nos rodean es ponerlos en contacto con Jesús... y entonces se puede producir este proceso donde descubren: un gran hombre, un profeta, el Hijo amado de Dios. Como ponerlos en contacto con Jesús: por ejemplo, regalando una biografía buena de Jesús, yo recomiendo la de José Luis Martín Descalzo. Una biografía novelada que hace la figura de Jesús muy cercana y muy adorable.

La persona de Jesús es el objeto de nuestra evangelización. Él es el gran tesoro que tenemos en la Iglesia. ¡¡Hay tanta riqueza en el mensaje de Jesús!! Tanta... que cualquier persona honesta que lea el evangelio se da cuenta...

Cuando queramos acercar alguien a la fe lo que hemos de hacer es acercarlo a Jesús, a su persona. Y Jesús ya le ayudará a hacer un proceso como al ciego. A veces decimos: “ven a misa”, a personas que no se han encontrado con Jesús. Mejor decir: “atrévete a leer el evangelio”.

El ciego hace su proceso a partir del encuentro con Jesús. Provoquemos este encuentro en los que nos rodean...

El segundo tipo de persona que nos presenta el evangelio es el “creyente” cerrado en él y en sus prácticas rituales. Aquí se nos presenta el pecado del hombre religioso, nuestro pecado. Fijémonos en lo que ha pasado. Ante un milagro evidente la reacción de los fariseos ha sido:
• Convierten en argumento a favor suyo que Jesús cure en sábado.
• Intentan que el ciego acepte sus argumentos.
• No se creen la historia del ciego, hablan con los padres.
• No se creen a los padres del ciego.
• Vuelven a hablar con el que era ciego, y delante del lógico razonamiento del ciego, lo acusan de pecador y lo expulsan de la sinagoga.

¿Qué pasa aquí? Lo que pasa es que los fariseos no quieren ver. ¿Por qué no quieren ver?, ¿por qué no quieren aceptar el milagro? Porqué curar un ciego de nacimiento es un signo mesiánico. Recordemos aquella lectura del profeta Isaías hablando del Mesías: “Los ciegos ven, los cojos andan... “. Aceptar el milagro es aceptar que Jesús es el Mesías, y si lo aceptan como Mesías su vida cambiaría radicalmente, y no quieren cambiar. Están bien como están.

Están obstinados en su visión religiosa, han absolutizado sus prácticas religiosas, y han quedado allá encerrados, sin encuentro con Dios, y no quieren saber nada que no coincida con su planteamiento. No quieren ver… no quieren cambiar nada en su vida. Es el pecado del hombre “religioso” cerrado a Dios.

Nos puede pasar a nosotros... No queremos cambiar nada en nuestra vida. Nos hemos montado un esquema religioso (ir a misa, ser un poco buenos, rezar por los familiares antes de ir a la cama) y no queremos salirnos de ese esquema. Pero esta actitud, que es la misma que los fariseos, va contra el mensaje de Jesús que siempre nos llama a ir avanzando, avanzando en amor a Dios, avanzando en amor a los pobres, avanzando en pobreza, avanzando en oración, avanzando en servicio, avanzando llevando la cruz...

Por esto decía que este segundo tipo de personas son “creyentes”, pero que están cerrados a Dios y centrados en ellos mismos y en sus prácticas rituales. El gran riesgo es acabar cerrando a Dios dentro de nuestra realidad sin redimir. Y entonces somos nosotros los que damos forma y contenido a la revelación de Dios.

Entonces, palabras como “conversión” “seguimiento” “hacer la voluntad de Dios”, resultan vacías...

Estamos en Cuaresma, dejadme que apriete un poco: que cada uno piense como reacciona cuando en las homilías de los sacerdotes, o las glosas del Sr. Obispo, o los escritos del Papa nos hablan de oración prolongada, o de meditación de la Palabra de Dios, o de recibir el perdón en la confesión, o de vivir teniendo presente los pobres... ¿Cuál es la reacción delante de todo esto? La reacción, demasiado habitual, es no cambiar nada, seguimos dentro de nuestro esquema. Como los fariseos que no quieren ver, para no tener que cambiar nada en su vida...

Dice Jesús: “Como decís que veis, vuestro pecado persiste”, ¿cuál es el origen de su problema?: dicen que ven. Es el pecado de la autosuficiencia, de la soberbia, del orgullo, es el “yo ya sé”, que nos pone en un pedestal...

A todos en mayor o menor medida nos pasa todo esto. Y de aquí sólo saldremos reconociéndonos ciegos necesitados de la luz de Jesús ...







Comenta la noticia

Los comentarios tiene un número limitado de carácteres. Tu mensaje ha de ser corto y conciso. NO OLVIDES INTRODUCIR EL CODIGO DE SEGURIDAD. Si quieres hacer una exposición más prolongada, puedes abrir un tema de debate en los FOROS DE CAMINEO



Nombre:
Email:
Titulo:
Comentario:





03-04-2011, Homilias

Mi comentario, no es ninguna crítica, sino más bien una sugerencia.
Más de un jueves o viernes e incluso sábado he intentado entrar en esta página del comentario al Evangelio del domingo o la homilia, y siempre aparece el del domingo anterior.
Solo si entras en el domingo aparece la homilia correspondiente.
Pienso que a más de un presbítero le ayudará el que el comentario del evangelio aparézca el jueves o viernes anterior, para así preparar la homilia.
Perdonad, pero pienso que puede ser una gran ayuda, si se publica antes.
Un abrazo y que el Señor os dé la paz.

J.Jordi

jjesdom@yahoo.es

SI QUIERES COLABORAR CON CAMINEO.INFO PULSA DONAR

Preview Chanel Preview Chanel
Camineo.info 2004-2015

PHPCow news publishing script, content management system Review www.camineo.info on alexa.com