Portada
Vaticano
Realidades Eclesiales
Iglesia en España
Iglesia en América
Iglesia resto del mundo
Cultura
Sociedad

·Homilia Dominical
·Hablan los Obispos
·Fe y Razón
·Reflexion en libertad
·Colaboraciones



 
 
 
 
 
 
Nov 2017
MoTuWeThFrSaSu
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      


 
http://www.holyart.es

www
Portada:: Homilia:: Ciclo B:: IV Domingo de Cuaresma: La luz vino al mundo, y los hombres prefirieron la tiniebla a la luz

5 / 5 (2 Votos)



IV Domingo de Cuaresma: La luz vino al mundo, y los hombres prefirieron la tiniebla a la luz

 
Sat, 14 Mar 2015 22:12:00

CAMINEO.INFO.-

CRÓNICAS 36, 14-16. 19-23
SALMO 136
EFESIOS
2, 4-10
JUAN 3, 14- 21


En este cuarto domingo de Cuaresma los textos de la liturgia ya apuntan claramente hacia la cruz de Cristo. Estamos haciendo un camino, vamos avanzando, y la liturgia quiere irnos predisponiendo a celebrar el misterio central de la vida de Jesucristo; la pasión, muerte y resurrección del Señor.

Pensemos que estamos cuarenta días para prepararnos para vivir este misterio. Y después tendremos cincuenta días para profundizarlo. Doy estas cifras para que nos demos cuenta de la importancia y centralidad de lo que vamos a hacer. Cuarenta días de preparación...

El Barça si llega a la final de Champions tendrá cinco días para prepararla. Nosotros, tenemos cuarenta para prepararnos a vivir el triduo pascual. Las cosas del espíritu piden su tiempo. Poco a poco, la liturgia nos ayuda a entrar en el camino cuaresmal, con deseo de conversión, y poco a poco, predisponiendo los corazones para que la Semana Santa nos transforme. Una pequeña conclusión de esto, muy evidente; la importancia de participar de los oficios, aunque no sean obligatorios. Yo pienso que la Iglesia no obliga porque es evidente que hemos de participar. Y por suerte, aquí, ¡participáis muchos!

Hoy en la oración colecta hemos pedido a Dios: “haz que el pueblo cristiano se apresure, con fe viva y entrega generosa, a celebrar las próximas fiestas pascuales”.

¡¡Qué bonito!! Hagámosla nuestra, llevémosla a nuestra oración personal. Digámosle: “Que me prepare bien para vivir la Semana Santa. Dadme el don de una gran Semana Santa”.

Y todo esto porque del Hijo elevado, Jesucristo, nosotros recibimos la vida. Es increíble la cantidad de expresiones expansivas, vivificantes que aparecen en la carta de San Pablo y en el Evangelio.

Dice San Pablo: “Dios, rico en misericordia, nos ha amado tanto … ”. Y en el evangelio, Jesús mismo nos dice: “Tanto amó Dios al mundo que entregó a su hijo único”.

¡Este “tanto” es espectacular! Apunta a un amor desmesurado, no medible. En la oración nos hace bien decirnos una vez y otra: “Dios nos ha amado tanto”... “¡Dios me ha amado tanto!” (lo personalizamos porque la Palabra de Dios se dirige a cada uno de nosotros. “Tanto amó Dios al mundo”, “Dios me ama tanto a mí”...

No es tan difícil rezar con la Palabra de Dios.

Dice después San Pablo: “Nos ha dado la vida juntamente con Cristo”... Y hacia el final una expresión sinónima: “Nos ha creado en Cristo Jesús”. Dios nos da la vida juntamente con Cristo, Dios nos ha creado en Jesucristo. Conclusiones de esto:

. ¡He de encontrarme con Jesucristo para tener vida!
. ¡En Cristo encuentro la vida!
. He sido pensado para realizarme en Cristo. La relación con Él es la realización de mí mismo.
. Dios en Jesucristo, me lo quiere dar todo, me lo está dando todo. Todo lo que necesito.
. Cristo tendrá que ser el centro de mi vida.
. No podemos hacer nada que nos separe de Cristo y nos haga más felices (ni nosotros ni los no creyentes), es ontológicamente imposible.

¿Lo vivimos? ¿Nos sentimos creados en Jesucristo? ¿Experimentamos que la vida se nos da en Jesucristo?

Otra expresión para rezarla: “Pues somos obra suya”... Repitámosla en la oración. Soy obra suya, soy obra de Dios. Dios me hace. Dios me trabaja. ¿Es así o no? ¿Me dejo hacer? ¿Pongo medios para que me construya? Él es el alfarero y nosotros la arcilla. ¿Y el agua qué es? La oración, que permite a Dios modelarme, ser obra suya.

Y en el evangelio continuamos con estas expresiones expansivas y vivificantes. “…así tiene que ser elevado el Hijo del hombre para que todo el que cree en Él tenga vida eterna”. “…para que no perezca ninguno… “, “…sino que tengan vida eterna...”. “…Dios no mandó su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por Él”. “…el que realiza la verdad se acerca a la luz, para que se vea que sus obras están hechas según Dios”.

Cómo nos gustaría poder vivir todo esto, ¿no?... y vivirlo cada vez con más intensidad... Desearlo ya es bueno, ya nos hace bien... Pues, de la contemplación del Hijo del hombre elevado obtenemos todo esto. La liturgia nos lleva a mirarlo crucificado, dejémonos conducir por ella.

Dice Santa Teresa de Jesús en una poesía...

“En la cruz está la vida y el consuelo
y ella sola es el camino para el cielo.
… Alma mía, toma la cruz con gran consuelo.
Que ella sola es el camino para el cielo”.

Que Jesús nos mueva a saborear y redescubrir sus palabras que son espíritu y son vida...





Comenta la noticia

Los comentarios tiene un número limitado de carácteres. Tu mensaje ha de ser corto y conciso. NO OLVIDES INTRODUCIR EL CODIGO DE SEGURIDAD. Si quieres hacer una exposición más prolongada, puedes abrir un tema de debate en los FOROS DE CAMINEO



Nombre:
Email:
Titulo:
Comentario:



SI QUIERES COLABORAR CON CAMINEO.INFO PULSA DONAR

Preview Chanel Preview Chanel
Camineo.info 2004-2015

PHPCow news publishing script, content management system Review www.camineo.info on alexa.com