Portada
Vaticano
Realidades Eclesiales
Iglesia en España
Iglesia en América
Iglesia resto del mundo
Cultura
Sociedad

·Homilia Dominical
·Hablan los Obispos
·Fe y Razón
·Reflexion en libertad
·Colaboraciones



 
 
 
 
 
 
Dec 2017
MoTuWeThFrSaSu
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31


 
http://www.holyart.es

www
Portada:: Homilia:: Ciclo B:: II Domingo del Tiempo Ordinario: Tú eres Simón, el hijo de Juan; tú te llamarás Cefas




II Domingo del Tiempo Ordinario: Tú eres Simón, el hijo de Juan; tú te llamarás Cefas

 
Sat, 17 Jan 2015 23:40:00

CAMINEO.INFO.-

SAMUEL 3, 3b-10. 19
SALMO 39
CORINTIOS
6,13c-15a.17-20
JUAN 1, 35-42


Dice Juan relatando su encuentro con el Señor: “Serían las cuatro de la tarde” ¡Qué bonito que Juan tenga vivo el recuerdo de aquella tarde muchos años después!

¿Qué matrimonio no recuerda el día que se conocieron? ¿Qué sacerdote, religioso o religiosa, no recuerda el inicio de su vocación?

Pues, Juan también recuerda aquella tarde que marcaría su vida. Nada sería igual para Juan a partir de aquella tarde. Juan se encuentra con Jesús, el Señor, y esto da un nuevo horizonte a su vida.

Un signo de este cambio que comporta para el discípulo encontrarse con Jesús, es el cambio de nombre de Simón por Pedro. Este cambio de nombre nos habla de la transformación profunda que se da en el discípulo gracias al encuentro con Jesús.

¿Qué encontraron aquella tarde? Jesús no les ofrece riquezas, no les ofrece poder, no les ofrece éxitos humanos. ¿Qué encontraron? ¡¡Encontraron Jesús!! Se encontraron con su mirada, con su manera de hablar, un hablar nuevo, con autoridad, que da luz. Se encuentran con una persona cercana, afable, amable...

El seguimiento que harán los discípulos se fundamenta en una experiencia viva del Señor, no en una doctrina, ni un consejo moral, ni unos mandamientos a seguir, sino una experiencia de relación con una persona. Es muy importante esto: esta relación con Jesús será la que fundamente su seguimiento.

Si miramos nuestra vida vemos que éste no ha sido nuestro proceso. A nosotros nos enseñaron:

. El catecismo (ir a doctrina, os decian)
. A ir a misa
. Ser buenos

Pero no nos hablaban nada de nada de encontrarse con Cristo, de establecer con Él una relación personal. Éste es nuestro ADN católico. ADN es aquello que hace que seamos lo que somos (si somos altos o bajos es por el ADN, si somos morenos o rubios es por el ADN, si somos delgados o gordos es por el ADN).

Nuestro ADN católico, y la idea es de Mn. Xavier Morlans, Consejero del Dicasterio para la Nueva Evangelización, es pensar bien (catecismo) y actuar correctamente (ir a misa y ser bueno).

¿Y sabéis cuál es la mala noticia? Que este ADN no funciona. Porque, entonces, el seguimiento se convierte en una simple imitación exterior de Cristo y no en un vivir en Cristo y actuar en Cristo.

Una interpelación que nos puede iluminar: siguiendo las lecturas de hoy ¿cuántas veces hemos rezado diciendo: “Habla, que tu siervo escucha” o “Dios mío, quiero hacer tu voluntad”? ¿Cuántas veces?

El ADN de pensar bien y actuar correctamente, no comporta que uno se haya encontrado con Cristo. Puedes saber el catecismo, ir a misa todos los días domingos, ser buena persona y no haberte encontrado con Cristo. ¡Puede ser! ¡Y esto pasa! Este ADN para funcionar necesita un previo: el encuentro personal con Cristo. Y de este problema se han dado cuenta, perfectamente, los tres últimos papas. Una frase de cada uno, dichas en momentos muy significativos:

San Juan Pablo II, el día de su elección: “¡Abrid de par en par las puertas a Cristo!”.

Benedicto XVI en el primer número de su primera encíclica Deus Caritas Est: “No se comienza a ser cristiano por una decisión ética o una gran idea, sino por el encuentro con un acontecimiento, con una Persona, que da un nuevo horizonte a la vida y, con ello, una orientación decisiva”.

El Papa Francisco ha ido todavía más lejos en Evangelii Gaudium, porque en el propio documento, invita en numerosas ocasiones a hacer este encuentro personal con Jesús: “Invito a cada cristiano, en cualquier lugar y situación en que se encuentre, a renovar ahora mismo su encuentro personal con Jesucristo”. ((Hasta el papa pone palabras a lo que tendría que ser el inicio de este encuentro: <
Voy aterrizando, del mundo de las ideas a vuestra vida, tres consecuencias de lo que estoy diciendo:

. No os angustiéis por la no comunicación de la fe a los hijos y nietos. No os angustiéis. Este cambio de ADN no lo podéis hacer vosotros, es toda la Iglesia que se ha de poner en marcha. Es la conversión pastoral que reclama el Papa Francisco a Evangelii Gaudium. Recemos por esta conversión pastoral. No es fácil este cambio de ADN.

. Segunda consecuencia, ¡revisémonos! ¿Cumplo exteriormente o hay el corazón implicado? ¿Vivo la misa como un encuentro personal con Jesús? ¿Cristo vive en mí? En nuestra oración ¡revisémonos! Tengamos la humildad de preguntarle: “¿Nos hemos encontrado?”

. Tercera consecuencia, encontrémonos con Él. Aquí y hoy, Jesús nos invita a encontrarnos con Él: “Venid y lo veréis”. Hoy te dice: “Ven y lo verás”. No rechacemos su invitación.









Comenta la noticia

Los comentarios tiene un número limitado de carácteres. Tu mensaje ha de ser corto y conciso. NO OLVIDES INTRODUCIR EL CODIGO DE SEGURIDAD. Si quieres hacer una exposición más prolongada, puedes abrir un tema de debate en los FOROS DE CAMINEO



Nombre:
Email:
Titulo:
Comentario:



SI QUIERES COLABORAR CON CAMINEO.INFO PULSA DONAR

Preview Chanel Preview Chanel
Camineo.info 2004-2015

PHPCow news publishing script, content management system Review www.camineo.info on alexa.com